fbpx
Saltear al contenido principal
+52 (55) 1139-2095 contacto@jorgemelendez.com.mx
Libera Tu Poder De Manifestación

Libera tu poder de manifestación

¿Qué pasa cuando practicas todo lo que te dicen: visualizas, declaras, afirmas y te lanzas tras lo que quieres? Atraviesas paredes, saltas edificios, te crees invencible o indestructible y aveces lo logras y aveces no lo logras. ¿Qué pasó? Me ha pasado innumerables veces.

¿Qué pasa cuando declaras y tu nivel de esfuerzo es mínimo, pero como por arte de magia las cosas se dan y lo manifiestas? ¿Qué pasó? También me ha pasado muchas veces.

He sido una especie de extremista (o con tendencias de andar entre un polo o el otro) a la hora de declarar y lanzarme tras metas y objetivos. Creo en el poder que tienen las declaraciones y las afirmaciones, así como el poder de la visualización. También creo en que poseemos la capacidad de manifestar lo que queremos si lo ponemos voluntad, esfuerzo y vernos más grandes que las circunstancias.

He sabido tomar el lado activo: comprometido, de alta voluntad, de alta velocidad, ser irrazonable, donde nada me detiene y he visto como algunas cosas las he logrado y en otras he fallado miserablemente. También he visto como declaraciones importantes en mi vida se han manifestado con el menor esfuerzo. ¿Te ha pasado?

Releyendo el libro del Dr. Wayne W. Dyer, «El Poder de la Intención», he podido volver a ver en detalle la importancia que tienen ciertos elementos importantes para que las cosas se manifiesten. Toda esta semana mi blog y mis Facebook Lives giran en torno a una «Jornada de Intención». Ayer hablamos sobre las «Siete Caras de la Intención. (Puedes leerlo aquí www.jorgemelendez.com.mx/post/cuando-no-puedes-exlicar-lo-vivido).

Recuerdo que cuando fui a saltar de un paracaídas hace casi 25 años, todo fue un acto de visualización. Lo vi por primera vez cuando regresaba a Puerto Rico en un vuelo de Colombia y luego hasta recibí la fecha que lo haría cuando estaba en mi coche de manera similar. Y así se manifestó. Esta se logró con el menor esfuerzo. En otras ocasiones he visualizado, pero ha sido una lucha, perseverar y rediseñarme para lograrlo.

¿Cuál es la ideal o la mejor? El que te diga que sabe la respuesta te dice parte de la verdad: la que cree. El detalle es que la otra mitad implica lo que requieres aprender en tu proceso de vida sobre lo que es Intención y tu capacidad de creer en ella y manifestarla.

Una vez escuché en un taller una máxima que todavía me sirve de agente de aprendizaje y misterio: «conlleva una gran cantidad de esfuerzo darte cuenta que la vida no conlleva ningún esfuerzo». Me parece que en esta frase vive una gran sabiduría, una gran verdad y una gran oportunidad.

Hoy vamos a mirar lo que Dyer dice que es: cómo estar conectado con la Intención a través de siete maneras de SER.

Esto tal vez es de lo más importante que vas a leer sobre Intención en mucho tiempo, que nos dice Dyer. «El secreto de manifestar todo aquello que deseas radica en tu voluntad y habilidad de re-alinearte de tal manera que tu mundo interno esté en armonía con el Poder de la Intención. La manera de establecer una relación con el espíritu y la energía de la intención es contemplarte continuamente como el estar rodeado por las condiciones que deseas producir».

Esto implica que no se trata meramente de querer, de tener voluntad o de declarar, de visualizar, sino que se requiere hacer un trabajo interno. Si tu EGO y tus creencias limitantes se meten en el medio o están en el aire, el poder de la intención se vería alterado. Es por eso que se requiere trabajar en tu energía, en tu mente y en tu capacidad de manifestar. Al principio si va a ser un esfuerzo porque estás eliminando los agentes que se interponen a tu capacidad de manifestar y de estar conectado con la intención. Aquí las siete maneras de SER para conectar con El Poder de la Intención.

1) Sé creativo – Creer en tu propósito y tener una actitud de clara intención en tus pensamientos y actividades.

2) Sé amable – Vivir en un estado donde tu vibración esté conectada con la amabilidad, ya que vibra a un nivel más alto que la normalidad. Se amable hacia ti. Se amable hacia otros. Se amable hacia toda expresión de vida.

3) Sé amor – Explorar que Dios es amor (si no crees en ello, reemplazar por La Vida, el Gaia, etc.) y que tú eres una manifestación y/o extensión de él. Amor es cooperación y no competencia. Amor es la fuerza detrás de la voluntad de Dios.

4) Sé belleza – A medida que despiertes a tu naturaleza divina, apreciarás que ha belleza en todo lo que ves, lo que tocas y lo que experimentas.

5) Sé expansivo – Aprende a ver en todo lo vivo su capacidad de seguir creciendo y expandirse. No vivir con el apego de lo que debe ser, sino con lo que es y puede ser. Estar abierto a recibir guía divina.

6) Sé abundante – No hay escasez en el Universo invisible del espíritu. Vivir en intención es interminablemente abundante. Nunca termina. Nunca se detiene. El reino de Dios es la abundancia. Es importante el estar dispuesto a combinar los atributos de la intención con los tuyos para poder capitalizar esos poderes en tu vida.

7) Sé receptivo – La mente Universal está lista para responder a cualquier persona que esté dispuesta a reconocer su verdadera relación con ella. (Que hermoso). Es como creer en un profundo sentido de merecer y poder conectar con esta fuerza tan vasta, poderosa y misteriosa.

Para poder aplicar esto en tu vida Dyer sugiere que hagas cinco cosas: primero, alinees tú mundo interno con estas siete maneras de ser. Segundo, pensar desde la finalidad, desde lo que deseas manifestar. Tercero, para alcanzar un estado de impecabilidad, requieres practicar un sentido inflexible de intención. Cuarto, copia y lleva contigo en pequeñas tarjetas las siete caras de la intención. Cinco, siempre te presente en tu mente la Abundancia de Dios y del Universo. ¿Qué manera de ser vas a poner en práctica hoy?

¡Gracias por sacar de tu tiempo y leer este blog! Si entiendes que alguien puede sacar valor a lo que acabas de leer, compártelo. Es una manera de practicar la Ley de la Circulación de la Prosperidad.

Libros de referencia:

1) El Poder de la Intención – Dr. Wayne W. Dyer

2) El Lado Activo del Infinito – Carlos Castaneda

3) El Despertar de la Inteligencia – J. Krishnamurti

Define tu intención, Desarrolla tus competencias y crea tu historia de éxito: Sergio Hernández Ledward, Paula Morelos y yo estaremos ofreciendo el programa «Los nuevos héroes virtuales y sus historias», que combina responder tu llamado, desarrollar tus habilidades de hablar en público y contar historias con poder on line. El mismo comienza el 18 de junio. Cupos limitados y a un precio tempranero hasta el 31 de mayo. Si deseas más información puedes enviar un mail a jorgeamp63@mac.com o un WhatsApp al +5215511392095.

Si deseas ver el Facebook Live de hoy donde expando en este tema, puedes hacerlo aquí:

Libera tu poder de manifestación

Seguimos con la jornada de la intención con Siete maneras de Ser que pueden conectarte con el poder la intención.

Posted by Jorge Meléndez on Wednesday, May 27, 2020

Jorge Meléndez

Jorge Meléndez, es un Coach Certificado de John Maxwell y tiene un Diplomado de Coaching Ontológico de la UNAM.

Con más de 23 años de experiencia, como generador de abundancia y diseñador de propósitos personales y empresariales, ha logrado que, más de 200 mil personas en más de 30 países del mundo, descubran y alcancen su grandeza a través de talleres y mentorías que cambian la manera de pensar para alcanzar metas y sueños.

Esta entrada tiene 0 comentarios

Participa de la conversación dejando un comentario

Volver arriba
Suscríbete para recibir GRATIS mi eBook «¿EMPRENDER después de los 40?»
Recibirás también, cada domingo el Boletín Exclusivo «Domingos de Descubrimiento» y te avisaremos cuando publiquemos contenido nuevo en el blog y en les redes sociales de Jorge Meléndez.
Suscríbete para recibir GRATIS mi eBook «¿EMPRENDER después de los 40?»
Recibirás también, cada domingo el Boletín Exclusivo «Domingos de Descubrimiento» y te avisaremos cuando publiquemos contenido nuevo en el blog y en les redes sociales de Jorge Meléndez.