fbpx
Saltear al contenido principal
+52 (55) 1139-2095 contacto@jorgemelendez.com.mx
Día De Mantenimiento

Día de mantenimiento

¿Cuándo fue la última vez que te tomaste un día de mantenimiento? No me refiero a un día de descanso, de vacaciones, de darte gusto o de sabática. Me refiero a un día donde has seguido al pie de la letra lo que corresponde a tu entrenamiento, dieta, enfoque, capacitación o desarrollo y te tomas el día para reflexionar y dejar que tu cuerpo regenere mientras sigues el proceso.

Ese día de mantenimiento implica tal vez no hacer ejercicio, pero no dejas tu dieta. Puede que no hagas el ayuno intermitente tan largo, pero sigues comiendo el contenido calórico deseado. Tal vez no haces tu carrera diaria, pero si una caminata fresca en la naturaleza y cierras la tarde con un masaje descontracturante o relajante.

¿Cuál es el objetivo?

El objetivo no es exigirle más a tu cuerpo, sino observar, honrar, respetar y valorar la manera en que se ha adaptado a un nuevo régimen de ejercicio, nutrición o acondicionamiento. Es decirle: “gracias por traerme hasta aquí. Sin ti no podría haber llegado a este punto y menos podría seguir avanzando de no hacerlo como un equipo”.

Uso de ejemplo un entrenamiento físico porque podemos apreciar las pausas o los stops del proceso con mayor claridad. Pero podemos hacer lo mismo en cualquier tipo de proceso.

Aplica en muchos aspectos

Ya sea el que estés escribiendo un libro, desarrollando un plan de negocios, diseñando una casa, creando una nueva aplicación de redes sociales, completando un programa o diplomado online, hay un momento donde puedes darte un día de mantenimiento. No es para evaluar, ni comparar, ni exigir, ni criticarte, nada de eso.

Es un día para reflexionar, para observar, para apreciar, para sentir y mostrar gratitud por lo que has avanzado. Nada más. No donde deberías estar, ni que deberías haber hecho. Habrá tiempo para eso. Es un mantenimiento; de ver que tu cuerpo, tu mente, tu intelecto y tus facultades te han permitido llegar hasta aquí.

Ya mañana es otro día. Para exigirte, para desafiarte, para medir tus avances. Hoy sólo te das un día de mantenimiento. De ver como has podido traer todo hasta este punto, lo que has avanzado y hoy te honras. ¿Que vas a hacer al respecto?

¿Cómo sería tomarte un día de mantenimiento?

Jorge Meléndez

Jorge Meléndez, es un Coach Certificado de John Maxwell y tiene un Diplomado de Coaching Ontológico de la UNAM.

Con más de 23 años de experiencia, como generador de abundancia y diseñador de propósitos personales y empresariales, ha logrado que, más de 200 mil personas en más de 30 países del mundo, descubran y alcancen su grandeza a través de talleres y mentorías que cambian la manera de pensar para alcanzar metas y sueños.

Esta entrada tiene un comentario
  1. Sin duda «esos días» suceden cosas de manera espontánea, sin exigirnos pero sin perder la meta, es como un «refresh» que como escribes nos lleva a sentimientos de gratitud y conexión.

Participa de la conversación dejando un comentario

Volver arriba
Suscríbete para recibir GRATIS mi eBook «¿EMPRENDER después de los 40?»
Recibirás también, cada domingo el Boletín Exclusivo «Domingos de Descubrimiento» y te avisaremos cuando publiquemos contenido nuevo en el blog y en les redes sociales de Jorge Meléndez.
Suscríbete para recibir GRATIS mi eBook «¿EMPRENDER después de los 40?»
Recibirás también, cada domingo el Boletín Exclusivo «Domingos de Descubrimiento» y te avisaremos cuando publiquemos contenido nuevo en el blog y en les redes sociales de Jorge Meléndez.
A %d blogueros les gusta esto: